¿Podremos? Bajo una serie de premisas, no poco exigentes, parece que sí. Desde el Real Decreto ley  28/2018, estamos obligados a cotizar por todas las contingencias, por tanto, también por cese de actividad, o lo que venimos a llamar el paro de los autónomos. Motivos: Económicos, técnicos, productivos u organizativos: muy graves, a nuestro leal […]